Esta historia fue escrita por la Sala de Noticias de la OIT. Para ver las declaraciones y discursos oficiales de la OIT, por favor visite nuestra sección "Declaraciones y Discursos".

Conferencia sobre el Trabajo en el Mar

Es necesario actuar más para proteger los derechos de la gente de mar y los pescadores, según la Conferencia sobre el Trabajo en el Mar

La primera conferencia conjunta de alto nivel sobre la gente de mar organizada por la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la Organización Marítima Internacional (OMI) reconoció el papel fundamental que desempeñan la gente de mar y los pescadores en el futuro desarrollo mundial.

Noticia | 16 de noviembre de 2023
© Iam Anupong
GINEBRA (OIT Noticias) – La protección de los derechos de la gente de mar debe ser reforzada, mientras la industria se prepara para un futuro digitalizado y descarbonizado, dijeron los delegados en la primera conferencia conjunta de alto nivel sobre la gente de mar, organizada por la OIT y la OMI.

Representantes de pescadores y propietarios de buques pesqueros, del mundo académico y de los gobiernos coincidieron en que es preciso mejorar la aplicación de la normativa existente para proteger a los pescadores y en que es urgente una mayor ratificación de los tratados de pesca.

La Conferencia sobre el Trabajo en el Mar, celebrada el 13 de noviembre, forma parte de la labor coordinada de los dos organismos de las Naciones Unidas para reconocer el papel fundamental de la navegación marítima en el futuro desarrollo mundial y garantizar una sólida protección de quienes trabajan en el mar.

Entre los temas debatidos figuran las condiciones de trabajo, el abandono en el mar, la gestión responsable de los buques y el bienestar físico y psicológico de marinos y pescadores.

"Los pescadores siguen enfrentándose a muchas carencias en materia de trabajo decente, incluyendo para algunos, la negación de sus principios y derechos fundamentales en el trabajo", dijo el Director General de la OIT, Gilbert F. Houngbo. "Si bien los organismos de las Naciones Unidas han ampliado la cooperación en este sector, los progresos siguen siendo lentos, y es urgente acelerar las medidas para la ratificación y aplicación de los convenios clave de la OIT y la OMI sobre pesca."

El Secretario General de la OMI, Kitack Lim, declaró: "Los profesionales que trabajan en el mar, la gente de mar, los pescadores y demás personal marítimo, son el alma del transporte marítimo y su bienestar es primordial. Son ellos quienes garantizan que las mercancías y los alimentos se transporten y entreguen de forma segura y eficaz en todo el mundo. Están en primera línea, una responsabilidad que se ha puesto especialmente de relieve durante la pandemia de COVID-19. Sin ellos, el transporte marítimo simplemente se detiene". Sin ellos, el transporte marítimo simplemente se detiene".

El evento puso de relieve la importancia fundamental del diálogo social y el papel clave de las organizaciones de marinos y armadores para tener éxito en este empeño.

"Se acabó el tiempo de considerar a los marinos como mercancías. Debemos cambiar esta perspectiva a través de la colaboración: gobiernos, empleadores, sindicatos, todos trabajando con la gente de mar, redefiniendo el contrato social y salvaguardando su bienestar, será clave para crear una industria sostenible en la que la gente se sienta orgullosa de trabajar", afirmó Guy Platten, Secretario General de la Cámara Naviera Internacional (ICS por sus siglas en inglés).

"Nuestra responsabilidad colectiva es cambiar la forma de nuestras industrias, crear un entorno en el que la gente aspire a trabajar a escala internacional en el transporte marítimo y la pesca", destacó Stephen Cotton, Secretario General de la Federación Internacional de los Trabajadores del Transporte (ITF). "Tenemos que encontrar la manera de hacer una transición en nuestra industria para que sea un lugar atractivo para trabajar. Tenemos que invertir en nuestros marinos y asegurarnos de que se encuentran en un entorno seguro con la educación y las cualificaciones necesarias."

Los delegados coincidieron en que la cooperación y la colaboración internacionales son vitales para redoblar los esfuerzos por garantizar, en la ley y en la práctica, unas buenas condiciones de trabajo y de vida para los marinos y los pescadores.